Tips para aprovechar al máximo una visita al médico

Si tienes algún problema de salud, es importante hablar con un médico. A veces, cuando las visitas al médico no son habituales, abrirse a hablar con un experto puede costar un poco.

Desde Familydoctor.org, el portal de la Academia de Médicos de Familia de Estados Unidos (AAFP), exponen varios consejos para preparar bien y aprovechar al máximo la visita al médico.

Es importante estar preparado

Por lo general, las visitas al médico suelen durar unos 15 minutos de tiempo. Por ello, para asegurarte de que vas a aprovechar al máximo el tiempo con el médico, es importante pensar previamente en la visita.

Un consejo que siempre suele ayudar es prepararse la visita con antelación, creando una lista de dudas o consultas que se quieren hablar o tratar con el médico.

De este modo, es aconsejable que el paciente haga una lista y la lleve a la visita, para así olvidarse de tener que recordar todo lo que se le quiere transmitir o preguntar al médico. Para realizar esta lista, se pueden tener en cuenta los siguientes aspectos, según propone la AAFP:

  • Pensar en las inquietudes y en las preguntas que queremos realizarle al médico y anotarlas de mayor a menor importancia.
  • Llevar la lista a la visita para reordenarla con el médico si es necesario.
  • Si eres un paciente nuevo, llevar al médico la mayor cantidad de información posible sobre tu historial de salud. Si no eres un paciente nuevo, solo llevar la información que haya cambiado desde la última consulta.
  • Llevar las radiografías, resultados de exámenes o los registros médicos que tengas para que el médico pueda revisarlos.
  • Llevar una lista con todos los medicamentos que se están tomando anotados, incluyendo la frecuencia y cantidad del medicamento.
  • Si no estás seguro de ir solo a la visita, hablar con un familiar para que te acompañe.
  • Si es necesario un intérprete para la cita, llamar al consultorio del médico para informarlo con anticipación.

Hablar con el médico y solventar las dudas

Una vez estamos en la visita con el médico, es importante aprovechar bien el tiempo para tratar todos los temas y solventar todas las dudas.

Aunque a veces sea difícil hablar sobre temas embarazosos o cuestiones que provoquen miedo al paciente, es importante dejar atrás los miedos o la vergüenza y hablarlo con el profesional.

Además, desde la AAFP recomiendan tratar estos temas al principio de la consulta para así abordarlos y entrar en confianza.

Es importante hablar con el médico sobre cualquier problema o inquietud, tanto actuales como pasadas. Así, es fundamental proporcionarle toda la información y, concretamente, los siguientes datos:

  • Los síntomas que se padecen.
  • Información personal: como estrés o cambios en la vida.
  • Los medicamentos que están tomando en ese momento, incluidos los suplementos alimenticios y vitaminas.
  • Cualquier efecto secundario que le pueda estar produciendo un medicamento, si algún fármaco le hace sentir mal o incluso comentarle si tienes problemas para pagarlo.

De este modo, es importante no tener miedo a hablar durante la consulta del médico y hacer todas las preguntas necesarias. Si no comprendes algún dato, puedes preguntarlo de nuevo, ya que si no el médico creerá que lo has comprendido todo.

Preguntas para hacerle a un médico

Desde la Academia de Médicos de Familia de Estados Unidos lanzan una serie de preguntas recomendables para hacerle a un médico durante una visita:

  • ¿Qué significan mis síntomas?
  • ¿Debería hacerme una prueba para detectar una enfermedad o afección?
  • ¿Qué provocó esta afección?
  • ¿Cuán grave es la afección?
  • ¿Cuál es el tratamiento?
  • ¿El tratamiento tiene efectos secundarios?
  • ¿Cuánto tiempo llevará el tratamiento?
  • ¿Cómo afectará mi vida esta enfermedad, ahora y en el futuro?

Si tu visita se ha acabado y todavía te quedan dudas sobre algún tema, debes comentárselo al médico para tratar de concertar otra cita para hacer el resto de preguntas.

En el caso de que creas que en la visita pueden darte muchos datos, apuntar notas o incluso preguntar por grabar la visita puede ser útil, ya que puede ayudarte a recordar información e indicaciones en cualquier momento que lo necesites.

Además, también puedes preguntarle al médico para que te facilite instrucciones escritas e incluso folletos u otros materiales educativos que puedan ayudarte a comprenderlo todo mejor.

Tras la visita, es importante asegurarse de que se van a seguir correctamente las instrucciones que el médico te ha dado durante la visita, como pueden ser la toma de medicamentos, la preparación de un examen médico o la programación de otra cita con un especialista. Si se te ha olvidado alguna información, no dudes en contactar con el médico que te haya atendido. 

Original.

(Visited 1 times, 11 visits today)

Etiquetas , ,

Deja una respuesta