Una aplicación detecta el autismo mediante el seguimiento de los movimientos visuales de los niños

Una nueva aplicación para teléfonos inteligentes respaldada por los Institutos Nacionales de Salud de Estados Unidos (NIH por sus siglas en inglés) podría tener un impacto positivo en el desarrollo del cerebro infantil.

Concretamente, en un estudio financiado por los NIH, se demostró que la aplicación, que aún se encuentra en la fase de prototipo, puede distinguir con precisión entre niños pequeños con y sin autismo al analizar los movimientos de sus ojos mientras ven los estímulos sociales.

“Sabemos que los bebés que tienen autismo prestan atención al medio ambiente de manera diferente y no prestan tanta atención a las personas”, ha declarado Geraldine Dawson, directora del Centro Duke para el Autismo y el Desarrollo Cerebral y coautora principal del estudio.

“Podemos rastrear los patrones de la mirada en los niños pequeños para evaluar el riesgo de autismo. Esta es la primera vez que hemos podido proporcionar este tipo de evaluación utilizando solo un teléfono inteligente o una tableta. Este estudio sirvió como prueba de concepto y estamos muy animados”, ha añadido la investigadora.

Los investigadores comenzaron a colaborar con Dawson para desarrollar la aplicación hace ya varios años. Ahora, en esta última versión, han diseñado películas estratégicamente para evaluar la preferencia que tiene un niño pequeño por mirar objetos más que personas. 

Según han explicado, una película, por ejemplo, muestra a una mujer alegre jugando con un top. Ella domina un lado de la pantalla mientras que la parte superior que está girando está en el otro lado. Los niños pequeños sin autismo escanearon toda la pantalla a lo largo del video, enfocándose más en la mujer. Sin embargo, los niños pequeños que luego fueron diagnosticados con autismo, se enfocaron más en el lado de la pantalla con el juguete.

 Esta aplicación se administra en menos de 10 minutos y utiliza la cámara frontal para registrar el comportamiento del niño

El seguimiento ocular se ha utilizado anteriormente para evaluar los patrones de la mirada en personas con autismo, sin embargo, esto ha requerido equipo especial y experiencia para analizar los patrones de la mirada. Esta aplicación, que se administra en menos de 10 minutos y utiliza la cámara frontal para registrar el comportamiento del niño, solo requiere un iPhone o iPad, lo que la hace fácilmente accesible para las clínicas de atención primaria y se puede utilizar en el hogar.

Para probar el dispositivo, los investigadores incluyeron a 993 niños pequeños de entre 16 y 38 meses; la edad promedio fue de 21 meses, que es cuando a menudo se identifica el trastorno del espectro autista (TEA). Cuarenta de los niños pequeños fueron diagnosticados con TEA utilizando métodos de diagnóstico estándar de oro.

Estudios adicionales con bebés de tan solo seis meses están investigando si la evaluación basada en la aplicación podría identificar diferencias en los niños que luego son diagnosticados con autismo y trastornos del desarrollo neurológico durante el primer año de vida.

“Esperamos que esta tecnología eventualmente proporcione un mayor acceso a la detección del autismo, que es un primer paso esencial para la intervención. Nuestro objetivo a largo plazo es tener una aplicación bien validada y fácil de usar que los proveedores y cuidadores puedan descargar y usar, ya sea en una clínica o en el hogar”, ha reiterado Dawson.

Original.

(Visited 1 times, 3 visits today)

Etiquetas