¿Qué pasa si te quitan la tiroides? 4 casos en los que tu médico podría extirparla

¿Qué pasa si te quitan la tiroides? 4 casos en los que tu médico podría extirparla

La tiroidectomía es una operación que se caracteriza por retirar la tiroides cuando se presentan problemas en ella. Sin embargo, este diagnóstico puede provocarnos mucho miedo y dudas, pues las hormonas tiroideas son esenciales para el buen funcionamiento del cuerpo, pero, ¿qué pasa si te quitan la tiroides? 4 casos en los que tu médico recomendaría extirparla.

Como sabrás, la tiroides es una glándula en forma de mariposa que se ubica arriba del cuello, para ser más precisos justo arriba de la clavícula. Esta glándula produce hormonas tiroideas que controlan el ritmo de muchas funciones del cuerpo como el metabolismo o la rapidez con la que late nuestro corazón, describe la Biblioteca Nacional de los Estados Unidos.

¿Qué es la tiroidectomía?

De acuerdo con la American Thyroid Association, es una cirugía que debe realizar un especialista en cabeza y cuello en la que se extirpa toda o una parte de la glándula de la tiroides, este procedimiento generalmente se realiza mediante una pequeña incisión en la parte frontal del cuello, por lo que es probable que tengas una cicatriz que con el paso del tiempo será menos visible.

¿Qué pasa si te quitan la tiroides? 4 casos en los que tu médico podría extirparla

Foto: iStock

La cirugía de tiroides se puede llevar a cabo cuando la glándula tiene un tamaño muy grande y ocasiona síntomas que imposibilitan al paciente comer, respirar o hablar, pero también se recomienda extirparla por las siguientes causas:

Casos en los que se recomienda extirpar la tiroides

  • La aparición de pequeños tumores en la tiroides
  • Por tirotoxicosis: cuando la glándula es demasiado activa que se convierte en un peligro
  • Cáncer de tiroides
  • Bocio o inflamación de la tiroides que provoca dificultades para respirar
¿Qué pasa si te quitan la tiroides? 4 casos en los que tu médico podría extirparla

Foto: iStock

Si tu médico decide realizar una tiroidectomía parcial, la parte restante de la glándula se puede encargar de la función de toda la tiroides y posiblemente no necesites de terapia hormonal. Sin embargo, si la operación es total, necesitarás tomar todos los días una pastilla como el Levoxyl, ya que contiene hormonas tiroideas sintéticas que evitarán los síntomas del hipoitiroidismo.

¿Cómo saber cuál es la dosis indicada? Tu endocrinólogo determinará la cantidad dependiendo el resultado de tus análisis de sangre. 

Muchas mujeres temen realizarse este tipo de cirugía porque temen engordar al no tener la tiroides, pero esto solo es un mito, si la función de la tiroides está sustituida al 100 por ciento no se tiene por qué subir de peso, pero si tu dosis no es la indicada puedes presentar hipotiroidismo y en ese caso sí podrías aumentar de peso.

Síntomas de hipotiroidismo:

  • Sequedad y aspereza en la piel
  • Pérdida de cabello
  • Estreñimiento
  • Dolor en las articulaciones
  • Disminución del deseo sexual
  • Ritmo cardiaco lento
  • Ronquera
  • Pérdida de memoria

Ahora que ya sabes qué pasa cuando te quitan la tiroides, no tengas miedo, lo mejor es pensar en tu calidad de vida y mantenerte saludable, ¿no crees?

Original.

(Visited 1 times, 29 visits today)

Etiquetas