¿Qué necesita una persona con autismo?

Autismo

El autismo es un trastorno neurológico que por regla general dura toda la vida. Afecta a más hombres que mujeres y se caracteriza por un grave déficit del desarrollo, permanente y profundo.

El autismo es el resultado de alteraciones en el desarrollo de diferentes funciones del sistema nervioso central. No se puede hablar de una causa biológica aislada, sino que hay que tener en cuenta diversos factores, como los hereditarios.

Se suele utilizar el término “espectro autista” para definir a aquellas personas que sufren trastornos en las capacidades para comunicarse y relacionarse con otras personas. Presentan rutinas y comportamientos repetitivos y tienen dificultades para imaginar y entender las emociones e intenciones de los demás.

Los trastornos del espectro autista se pueden diagnosticar a partir de los 3 años, pero gracias a los nuevos avances se están comenzando a diagnosticar a partir de los 6 meses.

Durante mucho tiempo se ha asociado autismo con retraso mental, pero hay personas con autismo que son inteligentes. Los últimos estudios demuestran que las pruebas que se usan para medir la inteligencia de una persona no son efectivas.

Tratamiento

El autismo no tiene cura, aunque existen métodos para mejorar la calidad de vida de este colectivo. A través de tratamientos específicos de la conducta o el uso de medicamentos, se pueden mitigar los comportamientos asociados a este trastorno.

Las investigaciones demuestran que hay que realizar una intervención temprana en niños pequeños autistas para conseguir mejoras significativas en el aprendizaje, la comunicación y las habilidades sociales. En estas intervenciones debe estar involucrada toda la familia, junto al equipo de profesionales.

Pero no solo para este trastorno es importante que padres, profesores, educadores y personas que están dentro del ámbito educativo conozcan cómo proceder, sino también para otros trastornos y enfermedades que se producen en el entorno escolar.

Los principios de Rivière

Las personas autistas necesitan comprensión y en nuestra mano está proporcionársela. De esta forma podremos integrarles en la sociedad.

Tanto si conoces a alguien autista como si no hay que tener claro que podemos ayudarles a comprender mejor el mundo. Para ello, os dejamos algunos de los 20 principios de Angel Rivière, a través de los cuales podemos comprender mejor la mentalidad de las personas autistas.

  1. “Ayúdame a comprender” Las personas autistas necesitan tener estructurada su vida y así evitar el caos.
  2. “No te angusties conmigo, porque me angustio”. Hay que respetar el ritmo de las personas que sufren el trastorno y comprender su forma de entender la realidad.
  3. “No me hables demasiado, ni demasiado deprisa. Las palabras son ‘aire’ que no pesa para ti, pero pueden ser una carga muy pesada para mí”. Intentar forzar la comunicación verbal puede que no sea la mejor manera de relacionarse. Deja que sea la persona con autismo quien decida cómo y cuándo comunicarse.
  4. No me invadas excesivamente. A veces, las personas sois demasiado imprevisibles, demasiado ruidosas, demasiado estimulantes”. Hay que saber respetar el espacio de la persona con autismo para que se sienta cómoda.
  5. “Lo que hago no es contra ti”. Cuando se produce una rabieta, se mueven de forma inquieta o se golpean no hay que atribuir esa conducta como un hecho intencionado con el objetivo de dañar a las personas de su entorno.
  6. “Ayúdame con naturalidad y sin convertirlo en una obsesión”. El cuidador principal debe concienciarse que para cuidar bien tiene que descansar. Por eso hay que deshacerse del sentimiento de culpa que le pueda generar tomarse tiempo para sí mismo.
  7. “Tengo ventajas en comparación con los que os decís ‘normales’”. A las personas autistas les cuesta comunicarse, pero no engañan. Muchas veces no son capaces de comprender las “sutilezas sociales”, las dobles intenciones ni las mentiras.

Pincha aquí si quieres conocer los 20 principios que te acercarán la mentalidad de un autista.

Profesionales, asociaciones de familiares y afectados buscan conseguir que el autismo se considere una discapacidad social más que una discapacidad mental o intelectual. Y hoy más que nunca luchan por la dignidad de este colectivo, por sus derechos y deberes, por su inclusión social y por la igualdad de oportunidades.

 

Original. 

(Visited 1 times, 19 visits today)

Etiquetas

Deja un comentario