Teatro Ciego propicia experiencia única con sonidos y sensaciones

Teatro Ciego propicia experiencia única con sonidos y sensaciones

La experiencia única de construir imágenes a través del sonido, palabras y sensaciones involucrando a personas invidentes, se podrá experimentar en la obra “¿Quién soy? Recetario sobre usted mismo” en el Teatro La Capilla de esta ciudad, todos los jueves hasta el 15 de diciembre.

La experiencia única de construir imágenes a través del sonido, palabras y sensaciones involucrando a personas invidentes, se podrá experimentar en la obra “¿Quién soy? Recetario sobre usted mismo” en el Teatro La Capilla de Ciudad de México, todos los jueves hasta el 15 de diciembre.

En entrevista con Notimex, el director de la Compañía Teatro Ciego, Juan Carlos Saavedra, destacó que el proyecto no busca sensibilizar, ni abanderar la discapacidad, sino simplemente ponerse en los zapatos del otro y si al final la gente se lleva ese mensaje, que no se da abiertamente, significara un plus.

Expuso que la propuesta escénica busca agudizar los sentidos al apostar por sensaciones olfativas, táctiles y gustativas, con artefactos y escenografía sonora, donde al contar la historia, el público se va relajando, centrándose en lo primario y reflexionando sobre lo sensorial. Al apagar las luces y durante una hora y 20 minutos en un ambiente de total oscuridad, el espectador se convierte es un escucha, generando la conexión consigo mismo, donde agudice los sentidos, dejándose llevar hacia esta experiencia vivencial.

Se trata de la búsqueda de la identidad y pertenencia de dos hermanos amantes de la cocina, que buscan descubrirse, saber quién son en realidad, enterarse si son más de lo que creen ser y más de lo que las personas a su alrededor dispusieron que fueran.

Abandonados por su padre, huérfanos de madre, se quedaron solos, haciéndose compañía mutuamente y esperando que quizá su progenitor regrese con ellos y a través de varias recetas van sutilmente contando una historia, mostrando su personalidad y externando sus anhelos. La obra que ahora es un espectáculo de Stand Up, cuenta con las actuaciones de José de Jesús Rodríguez y Juan Carlos Saavedra, con la dramaturgia de Itzel Lara, bajo la dirección de Anabel Saavedra.

La propuesta que nació hace nueve años es la fusión de la Compañía Proyecto en la oscuridad y Diálogos en la oscuridad, integrada por los actores ciegos Erika Bernal, José de Jesús Rodríguez Hernández, Marco Antonio Martínez, Christian Arias y Juan Carlos Saavedra.

El fundador de la compañía Teatro Ciego (2007) recordó que el proyecto busca además de combatir la discriminación y erradicar estereotipos, impulsar las artes escénicas entre las personas ciegas o débiles visuales, no solo como un medio de trabajo sino de entretenimiento. En ese sentido el actor invidente José de Jesús Rodríguez refirió que el Teatro Ciego, además de la inclusión laboral, es una experiencia que lo ha transformado en todos los sentidos, su corporabilidad, tener más conciencia de sí mismo y saber que con o sin discapacidad se puede mejorar como persona en todos los niveles.

Destacó que la compañía les ha impartido talleres de voz, de improvisación y técnicas de actuación, ejercicios corporales, movimientos escénicos, acondicionamiento físico, que le han otorgado cierta libertad de actuación para enfrentar los obstáculos que vive una persona con capacidades diferentes. Rodríguez Hernández señaló que aprendió el lenguaje Braille, a leer, a escribir en un sistema totalmente difícil, a tener ciertos cuidados, cierta meditación, y a integrarse a la sociedad. “Doy gracias a Dios por dejarme con una discapacidad visual y no de otro tipo, la discapacidad visual es la más livianita que se puede tener, porque te permite hacer todo, con conciencia de todo, mover tus cuatro extremidades solo no ves y lo agradezco”, reveló.

El actor destacó que la puesta en escena cuenta con las herramientas y el personal necesario para brindar a los asistentes ciegos una descripción auditiva para que disfruten del teatro. ​De igual forma, Juan Carlos Saavedra adelantó que para celebrar el cierre en 2017, así como el décimo aniversario de fundación de la compañía, planea llevar a escena, “Odio que los abrazos no duren más de cuatro horas”, primer espectáculo con música en la oscuridad. Así como el proyecto “Camino a casa”, producción que incluye al mismo tiempo un video documental y una puesta escénica.

El acercamiento que tiene la compañía Teatro Ciego con la debilidad visual se exhibe también en el trabajo que desarrollan ya que por momentos se apagan completamente las luces y se juega con aquello que deja ver al espectador, con lo cual recibe una experiencia única de teatro.

Original.

0 Comentarios desactivados 538 15 noviembre, 2016 Discapacidad Visual noviembre 15, 2016