La dieta delta: ¿es saludable para las personas mayores?

El calor ya está aquí y con él las prisas por lucir tipo en la playa. Es entonces cuando se ponen en marcha las dietas que prometen adelgazar rápidamente en poco tiempo. Una de esas dietas es la delta, que asegura eliminar de 2 a 5 kilogramos, según los casos, en apenas 30 días. Sin embargo, lo único certero para tener el peso ideal es cuidarse durante todo el año a base de una alimentación sana y ejercicio regular.

¿En qué consiste la dieta delta?

En este régimen alimenticio te debes fijar en los colores, pero no en los de los propios alimentos, la división se hace para clasificar si son alcalinos o ácidos:

  • Naranjas y verdes: se pueden consumir sin problemas. En este caso, tienes todas las verduras (salvo la patata, la calabaza o la zanahoria;), la fruta, las legumbres, los huevos, los lácteos desnatados, la carne (excepto la casquería, la carne de caza o la que está procesada), el pescado y el marisco.
  • Rojos: solo puedes consumirlos de vez en cuando, con moderación y siempre junto a los anteriores. Nos referimos a los hidratos de carbono simples (como el pan, el arroz o la pasta), los quesos grasos, las patatas, la fruta cocida, los embutidos y los zumos de frutas.
  • Violetas: totalmente prohibidos si quieres seguir de forma estricta la dieta delta. Es decir, nada de alimentos procesados, precocinados o refinados, lácteos grasos, comida rápida, aperitivos salados, carne roja, ahumados, bollería industrial, dulces o alcohol.

Los resultados que prometen son espectaculares, sin embargo, no debes olvidar que se trata de una dieta no pautada por tu médico y que funciona de manera distinta en cada persona.

¿Pueden seguirla las personas mayores?

Como hemos dicho en el punto anterior, la mejor forma de perder peso es siguiendo las instrucciones de un médico, especialmente si esa persona es mayor. Y ya no digamos si tiene una patología. Así, si te encuentras en buen estado de salud, no hay problema en seguir una dieta saludable, siempre y cuando esté controlada y no haya carencia de ningún tipo de nutriente o grupo alimentario.

Es cierto que la dieta delta elimina del menú semanal alimentos muy perjudiciales para la salud (violetas), pero también es verdad que reduce la ingesta de alimentos que deben formar parte, más a menudo, de la alimentación equilibrada de una persona mayor, como pueden ser los hidratos de carbono presentes en los cereales o ciertas verduras que relevan a un segundo plano, como las patatas, las zanahorias o las calabazas.

Además, en el caso de los mayores, la preocupación no debe ser tanto tener un cuerpo perfecto para lucir el traje de baño, sino ganar en salud. Así pues, si quieres tener una relación óptima​ con tu báscula, lo mejor es comer de forma variada y equilibrada y hacer algo de deporte de forma regular.

 

 

Original.

(Visited 1 times, 11 visits today)

Etiquetas