Existe un riesgo genético en el abuso del alcohol

El consumo de alcohol está asociado con muchas enfermedades y el riesgo de estas comorbilidades generalmente aumenta con una mayor exposición. El abuso del alcohol, por su parte, se considera el resultado de interacciones complejas entre factores de riesgo genéticos y no genéticos.

Ahora una nueva investigación internacional liderada por la Universidad de Liverpool (Reino Unido), ha identificado genes asociados con una alta ingesta de alcohol, según publican sus autores en la revista ‘Science Advances’.

Varios estudios familiares, en gemelos y de adopción han demostrado que el alto consumo de alcohol definitivamente tiene un componente genético, aunque ha sido difícil encontrar resultados consistentes en términos de genes exactos asociados con este comportamiento.

En un esfuerzo por identificar los genes específicos responsables de los altos niveles de consumo de alcohol, un equipo de investigadores internacionales, dirigido por el doctor Andrew Thompson y el profesor Sir Munir Pirmohamed de la Universidad de Liverpool, realizó un estudio de asociación de todo el genoma (GWAS) utilizando el Biobanco del Reino Unido para identificar los genes responsables.

Este método busca pequeñas variaciones en el ADN (genoma) de una persona, llamadas polimorfismos de un solo nucleótido (SNP, por sus siglas en inglés). Cada persona lleva muchos millones de SNP, pero si un SNP en particular ocurre con más frecuencia en personas con una condición particular que en personas sin la condición, puede sugerir la razón subyacente de la diferencia.

El estudio utilizó 125.000 participantes del Biobanco del Reino Unido y otros 49.000 de un estudio de Estados Unidos para explorar cómo los genes y las vías biológicas están implicados en el consumo de alcohol. Tomados en conjunto, los resultados sugieren varias vías comunes asociadas con diferentes tipos de comportamiento compulsivo y adicción, no solo el consumo de alcohol.

Se utilizaron organismos modelo (modelos de gusanos) para evaluar los efectos funcionales de los genes identificados en GWAS (es decir, qué sucede cuando se elimina el gen). Todos los genes probados demostraron cambios marcados en la respuesta de los gusanos a la exposición al alcohol. Esto es novedoso en este campo y sugiere que estos genes tienen un verdadero impacto en la respuesta al alcohol.

El doctor Thompson destaca que el estudio ofrece información sobre los genes, las vías y las relaciones para el riesgo de enfermedad asociado con el alto consumo de alcohol. “Esta mejor comprensión sobre el riesgo genético del consumo de alcohol conducirá a más estudios y, con suerte, a oportunidades para desarrollar nuevos tratamientos para las personas con trastornos por consumo de alcohol”, añade.

Por su parte, el profesor Pirmohamed apunta que “esta es un área realmente importante debido a la morbilidad y la mortalidad, y los efectos sociales, del consumo excesivo de alcohol. Nuestro estudio –prosigue– también destaca el valor fantástico del Biobanco del Reino Unido, una inversión a largo plazo de muchos financiadores del país que ahora está dando lugar a muchas ideas novedosas en una gran cantidad de enfermedades”.

 

Original.

(Visited 1 times, 3 visits today)

Etiquetas