Comer aguacate ayuda a regular los niveles de estrés y ansiedad

Comer aguacate

Querido aguacate, gracias por existir. En estos días donde, a veces, nos levantamos sin ganas de hacer mucho o sentimos que el estrés está somatizando en algunas zonas de nuestro cuerpo; quizá sea momento de recurrir a ésa fruta que forma parte de nuestra alimentación como mexicanos (o latinoamericanos) desde siempre: el aguacate. Bien sea en compañía de una ensalada, arroz, tortilla con sal y limón, en unas tostadas o en un caldo por las noches, consumir aguacate nos ayuda a reducir el impacto que causa el estrés y la ansiedad. Sus ácidos grasos esenciales contribuyen a un buen funcionamiento del sistema nervioso, a lo que se suma su alto contenido en vitamina B o piridoxina; principio que permite calmar el nerviosismo.

Aguacate como regulador del sistema nervioso

© Getty images

Mujer enseñando aguacate

Por lo anterior, es conveniente consumir aguacate tres veces al día, masticando lentamente para regular la ansiedad. Esta fruta que se da en el árbol aguacatero posee más beneficios de los que se cree. Por un lado, es fuente de energía y de nutrientes al contener vitaminas K, C, B5, B6 y E, además de potasio y ácido fólico. Así es, el aguacate tiene más potasio que los plátanos y esto ayuda a reducir la presión arterial y, en tanto, su contenido oleico contribuye a aumentar el colesterol bueno y a reducir el malo así como las inflamaciones. Por ello, consumir un trozo de aguacate equivale a hacer lo mismo con unas gotas de aceite de oliva sobre una ensalada o tostada con verduras.

Aguacates

© Getty images

Aguacates en fila

El aguacate también es rico en fibra y eso generará que ayude a reducir el azúcar en la sangre. A su vez, es bajo en colesterol y triglicéridos, y contribuye a absorber otros nutrientes de las plantas. Por ejemplo, si incorporar unas cuantas rebanadas de aguacate a tu ensalada se facilita la absorción de antioxidantes de las otras verduras que adhieras en ella. Sí, el aguacate es un fruto que también puede proporcionar beneficios en un extracto, siendo bueno para los síntomas de la artritis en los huesos, ansiedad o estrés.

Batido de aguacate

© Getty images

Batido de aguacate en vaso

¿Cómo preparo un batido de aguacate?

Hemos hablado de las propiedades del aguacate para el control del estrés y la ansiedad, al aumentar los niveles de energía en el cuerpo y mejorar el sistema nervioso. Esta fruta contiene también omega 3, vitamina E y potasio que en conjunto actúan para estimular la segregación de serotonina, conocida como ‘la hormona de la felicidad’. Por lo tanto, un batido de aguacate es una de las propuestas correctas para sentirnos mejor y para prepararlo se necesita 1 aguacate maduro, un plátano, 1 cucharada de semillas de lino (10 g) y un vaso con agua (200 ml).

Para empezar, hay que extraer la pulpa de un aguacate que esté maduro y batirla con el plátano, las semillas de lino y el agua. Después de obtener una mezcla cremosa y homogénea prosigue servirla de inmediato e ingerir un vaso como parte del desayuno. Luego de ello, puedes comer de almuerzo unas rebanadas de aguacate junto a una comida balanceada con verduras verdes, arroz integral, proteína y leguminosa. Mientras que en la zona puedes aprovechar el aguacate para acompañarlo en un pan integral o también en una ensalada verde con semillas.

Ensalada verde con aguacate

© Getty images

Ensalada verde con semillas y aguacate

Sí, el estar en casa ha hecho que regresemos a aquellos productos o insumos naturales que tan bien nos hacen, y el aguacate es uno de los más básicos que no puede faltar en nuestra nevera en tiempos de crisis. Es saludable, apetece y es un fácil acompañante en cualquiera de las comidas que podamos imaginar, así como también en nuestros desayunos. Lo recomendable es consumirlo tres veces por día y, créanos, ello no es nada.

Original.

(Visited 1 times, 4 visits today)

Etiquetas