Autismo no detiene aspiraciones profesionales de estudiante

Autismo no detiene aspiraciones profesionales de estudiante

Elías mantiene su mirada fija en una pequeña libreta de reportero. Con atención se asegura que lo que está diciendo es escrito, sigue los movimientos de la mano del reportero y revisa con su mirada las palabras. Su concentración en el texto refleja su forma de aprender, pareciera que sus ojos fueran una cámara fotográfica enfocando su toma.

Habla poco, no sonríe mucho —un par de veces durante la charla— sin embargo, su mente está atenta a la conversación. Minutos antes de la entrevista, su madre, Anita Herrera, había advertido que Elías tiene autismo de alto funcionamiento y por eso ella le acompañaba para ayudarlo a expresar sus ideas, en caso que necesitara.

Elías Herrera, tiene 18 años y se graduará el 4 de junio de Eisenhower High School. Por sus calificaciones altas es acreedor a dos becas para continuar estudios universitarios. Una entregada por la Fundación Lila Miller y otra por el Programa Éxito Académico de Estudiantes Hispanos (HAPP, por sus siglas en inglés).

Este viernes por la noche, su esfuerzo como estudiante será reconocido junto a otros 20 estudiantes de distintas preparatorias del Distrito Escolar de Yakima, que al igual que él, se han hecho acreedores a becas HAAP por sus logros académicos. Aunque, a diferencia de sus compañeros, él será el único en el escenario con autismo.

Para Herrera este reconocimiento envuelve mucho trabajo. A veces la gente piensa que “los estudiantes con necesidades especiales no tenemos por qué esforzarnos, no tenemos motivación, yo trato de dar lo mejor de mí… hago mis asignaciones y lo que puedo por mantener mis grados altos”, narra con detalle.

Mientras explica, su madre lo mira con obvia satisfacción. Lo cierto es que para que Elías lograra graduarse, la familia Herrera, los maestros, consejeros, especialistas y médicos tuvieron que trabajar en conjunto. Primero, con un mal diagnóstico de retraso mental y años más tarde con autismo.

 

Elías
Todos estos años de escuela, Anita ha estado al lado de Elías, aprendiendo mucho sobre el autismo y ayudándolo en sus trabajos escolares, asignaciones y motivándolo con el deporte. Ahora, ambos desconocen cómo afrontarán la transición hacia la vida universitaria. La primera quincena de junio, Elías pisará su primer salón académico profesional en Yakima Valley Community Collegue (YVCC) para comenzar su carrera de tecnología en negocios. Mientras eso suceda en unos días más, su madre y él explican en la oficina de A.C. Davis High School toda la labor detrás de sus estudios. A decir de su mamá, Elías nunca ha tenido vacaciones. Siempre tuvo que estudiar más que los demás y pasar sus vacaciones alistándose para el siguiente curso. Hasta que se integró al equipo de lucha grecorromana tuvo sus primeros amigos, mejoró su condición física y disfrutó socializar.

“Cuando lo diagnosticó el neurólogo me dijo que nunca se iba a graduar, que nunca iba a vivir por sí mismo, nunca podría manejar sus finanzas, que nunca crecería”, detalla Anita. Contrario al diagnóstico, Herrera, el chico con mente fotográfica, lo logró y hoy puede ser considerado como un ejemplo para más jóvenes en edad escolar.

Como Herrera, los otros 20 egresados de preparatoria acudirán al Centro de Convenciones de Yakima para recibir sus becas de HAAP, y quienes fueron aprobados, obtendrán ayuda financiera por parte de casas universitarias como Heritage University, Central Washington University, Eastern Washington University y Washington University, anunció Carmelo Ramos, integrante de la mesa directiva de HAAP y asesor de estudios bilingües en A.C. Davis.

A la par con estos estudiantes, más alumnos de secundaria y preparatoria con promedios generales mayores de 3.0 recibirán diplomas de reconocimiento, agregó Ramos. Parte de los estudiantes galardonados son del Distrito Escolar de Union Gap.

HAAP realiza esta entrega de becas para apoyar a los estudiantes de origen latino que pretenden cursar sus estudios universitarios. Fundada en 1991, HAAP ha entregado más de un millón de dólares en becas universitarias. Este año, 21 estudiantes recibirán un total de 25,000 dólares en becas de 500 y 1500 dólares.

Written by El Sol de Yakima · Filed Under Featured, Locales

0 Comentarios desactivados 720 29 mayo, 2015 Autismo mayo 29, 2015

Buscar